CookiesUtilizamos cookies para facilitar su experiencia en la navegación por nuestra página Web. Si usted como usuario visita nuestra página web entendemos que nos ofrece su consentimiento para el uso de cookies. Puedes obtener más información sobre las cookies y su uso aquíOK
En pleno Gòtic de Barcelona nos encontramos con Röa, una boutique que apuesta por líneas simples y cómodas para vestir a una mujer cosmopolita, femenina y elegante. Desde 2015, Carolina Salazar, su fundadora, nos sorprende con su exquisita selección de diseños que van a caballo entre el estilo nórdico y el asiático pero que no pierde de vista el talento local. Y es que Röa nos acerca a algunos de los diseñadores emergentes de nuestro país con prendas cien por cien Made in Spain.

Carolina, fundadora y apasionada de la moda, no ha dudado ni un momento: la clave es apostar por diseñadores emergentes, locales, y dar visibilidad al artista a la vez que se ofrecen prendas que te hacen sentir bien y son de calidad. Hablamos con ella sobre la identidad de Röa, qué podemos encontrar en ella y algunos planes de futuro.

Hola Carolina, empecemos conociéndote un poco, ¿podrías presentarte?
Mi nombre es Carolina Salazar Röa, de ahí el nombre de la tienda. Soy chilena de nacimiento y vivo en España desde hace diecisiete años. Estudié diseño de moda en Chile y en cuanto terminé los estudios me vine a Barcelona.
En 2015 decidiste emprender Röa, pero, ¿qué es? ¿Cómo definirías su identidad en tres palabras?
Decidí emprender Röa, una pequeñita boutique donde puedes encontrar una selección exquisita de diseño independiente de Barcelona para mujer. Si pudiera definirla en tres palabras te diría exclusiva, sostenible y autentica.
Acabas de comentar que el nombre es tu apellido, ¿pero puedes contarnos un poco más?
Mi madre es chilena-nórdica, de allí el nombre. Al principio no sabía como llamar a la tienda, hasta que decidí ponerle mi apellido, que además coincide en su origen con el estilo un poco nórdico-asiático de la tienda.

¿Cómo y por qué decidiste fundar la tienda? ¿De dónde surgió la idea y cuál era tu visión inicial?
Tenía muy claro que quería abrir una tienda de moda que fuese dirigida a todas aquellas personas que, de alguna manera,1 odiamos vestirnos iguales y las que no nos gusta para nada irnos de compras a las tiendas de Inditex. Así que, en cierto modo, Röa fue una respuesta a eso que siempre he dicho: “prefiero comprar una prenda fabricada con tejidos naturales de buena calidad, con la que además ayude a algún pequeño diseñador, que ayudar a Amancio comprando miles de piezas fabricadas en China” (risas).
¿Por qué Barcelona para iniciar este proyecto?
Barcelona es una ciudad cosmopolita donde cada vez más gente empieza a pensar que es mejor tener una buena prenda que mil malas. Como estoy en el Gòtic, ahora mismo la mayoría de mis clientes es extranjera –sobre todo nórdicos, estadounidenses, japoneses y franceses. Y que cada año que vuelven a Barcelona pasan a visitarme. La verdad es que me gustaría tener mas clientes catalanes, pero poco a poco.
La estética de la tienda es impecable, se nota que tienes un ojo clínico para escoger piezas. ¿Cómo eliges las marcas con las que vas a colaborar? ¿Qué ha de tener una pieza para poder formar parte de la colección de Röa?
Elijo las marcas que me gustan a mí personalmente, las que yo me pondría y las que, si las viera en alguna tienda, se me aceleraría el corazón. Reconozco que no tengo mucho ojo comercial pero prefiero vender algo que me apasione y que, sobre todo, me pondría. Me fijo mucho en la confección y en los tejidos utilizados. Busco líneas simples, feminidad y comodidad.

Una de tus apuestas es que todo sea cien por cien Made in Spain, toda una declaración de intenciones. ¿Qué valor crees que aporta?
Me gusta que todo sea fabricado por diseñadores de aquí. Muchos son amigos y esto es una forma de simbiosis. Hay muchos que son independientes o también pequeños empresarios que, como yo, necesitamos ayuda y hacer saber que hay mucha gente buena haciendo colecciones preciosas, pero que por dinero u otras circunstancias no somos conocidos.
Además, me he fijado en que tratas de tener siempre a diseñadores emergentes. ¿Qué opinas del panorama nacional actual? ¿Tienes puesto el ojo en alguien en concreto de cara futuras adquisiciones/colaboraciones?
¡Tengo muchos diseñadores en el punto de mira! Me encantaría tener muchos más en Röa, pero el espacio de la tienda hace que tenga que elegir. Ahora tengo los ojos puestos en el País Vasco, no diré más.
Algunas de las piezas que encontramos en Röa tienen una clara influencia asiática. El patronaje oriental, su forma de confeccionar las prendas y hasta el modo en que caen sobre el cuerpo es totalmente diferente al occidental. ¿Qué te atrae de ese estilo?
Me atraen mucho los estilos nórdico y asiático porque son muy simples. Suelen ser prendas de estilo oversize, donde el tejido es espectacular –bastaría con envolvértelo en el cuerpo y quedaría increíble también. Considero que llevar este tipo de prendas frescas, ligeras, soft, gustosas, elegantes y además cómodas representa un estilo que no tiene edad, le va bien a mi abuela y a mi hermana pequeña, ¡os lo juro!

¿Para quién es Röa? ¿A quién se dirige?
Röa está dirigida a una mujer moderna, femenina y elegante, que quiera vestir diferente.
Y, por otro lado, ¿en qué te inspiras a la hora de escoger prendas, piezas y accesorios? ¿Es un estilo de vida, una persona, una ciudad, tu día a día?
Soy una apasionada de la moda y simplemente a la hora de elegir me inspiro en lo que yo me pondría. No hay un porqué ni un día o una época, es sólo una sensación.
Para ir terminando, ¿qué viene ahora? ¿Qué les depara el futuro próximo a Carolina y a Röa? ¿Alguna acción en mente?
Me gusta pensar en un futuro en el que simplemente no se pierda la esencia original.

Texto
Maria García Prades

ic_eye_openCreated with Sketch.Ver comentariosCerrar comentarios
CategoríasFiltrarArchivo
0 resultados