CookiesUtilizamos cookies para facilitar su experiencia en la navegación por nuestra página Web. Si usted como usuario visita nuestra página web entendemos que nos ofrece su consentimiento para el uso de cookies. Puedes obtener más información sobre las cookies y su uso aquíOK
Ser una persona queer y racializada en España no es para nada fácil. Hay miles de barreras que derrumbar y prejuicios que combatir. Los mitos y estereotipos son sumamente dañinos, y te persiguen hasta en las relaciones y en la cama. De eso trata el single y videoclip debut de Gad Yola, la artista drag peruana que se ha convertido en un referente antirracista en la escena drag madrileña. No Exotice es una crítica a “la fetichización de los cuerpos racializados en las relaciones sexuales con personas blancas”, como nos adelantó en nuestra entrevista con ella. Y no podía hacerlo de otra forma que con un vídeo rodado entre Lima y Madrid por un equipo de gente queer y LGTBIQ+.


Al ritmo de la cumbia, el reggaeton de los 2000 y un disco pop más actual, las influencias musicales con las que creció la artista, la letra destaca por ser tan cruda y directa como pegadiza. De la mano de una potente producción de Putochinomaricón, y bajo la dirección de Albert Castro y ella misma, No Exotice es todo un espectáculo de fantasía y baile que hará que quieras unirte a la causa y mover el culo con todxs ellxs. Y es que el coreógrafo Pedro Ibañez no ha dudado en mezclar pasos de Voguing con otros más mainstream para crear lo que fácilmente podría acabar convirtiéndose en el nuevo dance challenge de TikTok. Lxs bailarinxs –Juliuss Prince, Angellina Miladi, Akeellah y Prince Malcon–, demuestran el talento de la escena de Ballroom peruana, y de hecho, algunxs de ellxs pertenecen a la primera Kiki House peruana, la pionera Kiki House of Prince.

Looks como la falda de Gad Yola con las letras de “Made in Perú” o la peluca de chapas de Inca Kola, una gaseosa riquísima y muy típica de Perú, no pasan por desapercibidos. Y a pesar de tratarse de un tema tan serio e importante, la artista siempre sabe cómo acercarse al público con una actitud diva y atrevida, sin dejar atrás palabras como las que dedica al final: “Así que cuando alguien os quiera fetichizar le vais a decir que no. ¡Y ciao!”. El mensaje del single queda más que claro: humor, autoestima y antirracismo para todxs. Como nos dijo en la entrevista, su venganza es estar en todos lados, y con este pedazo de proyecto seguro que lo cumplirá.

Texto
Giulia Ramírez
Dirección
Alberto Castro Antezana
Dirección de Arte y Stylling
Prince Malcon & Viento Izquierdo Ugaz
Fotografía del rodaje
Camila BC

ic_eye_openCreated with Sketch.Ver comentariosCerrar comentarios
CategoríasFiltrarArchivo
0 resultados