CookiesWe use cookies to make it easier for you to browse our website. If you, as a user, visit our website, it is our understanding that you are granting your consent to the use of cookies. You may obtain more information on cookies and their use hereOK
En un contexto social asentado en la búsqueda constante de expresión, la creatividad conforma una vía sin señales ni guías de “lo correcto” que permite combinar diferentes manifestaciones artísticas en un trabajo único. Este martes, el hotel Indigo Madrid-Gran Vía nos da la oportunidad de visualizar esa expresión en la exposición de la nueva generación de ilustradores españoles Indigo Millenial.

El hotel, conocido por su firme vinculación con el mundo del arte y la cultura, distribuirá entre el lobby y sus primeras plantas una exposición que persigue apoyar el arte emergente local, así como ofrecer la posibilidad a jóvenes ilustradores que no cuentan con otro tipo de galerías donde exhibir sus creaciones.

Esta generación, marcada por el continuo cambio que caracteriza el nuevo milenio –del que toman su nombre– y las nuevas tecnologías, vive en una incesante búsqueda de expresión creativa. Partiendo de esta constante, han hecho de la ilustración la base de su trabajo visual, sin dudar en amalgamar diferentes disciplinas que van desde la música a la moda e incluso la gastronomía. Todo ello resulta en obras que fusionan técnicas manuales y digitales que se imprimen en los nuevos cánones estéticos, planteando una alternativa real al margen de lo comercial.

Artistas madrileños como Inés Maestre, que retrata el espíritu adolescente perdido; Víctor Medina, reinterpretando el arte del cartel publicitario con guiños a la época victoriana y el art déco; y Jesús Moreno Yes, que se basa en la geometría para crear murales oníricos capaces de sobrepasar el lienzo y llegar a las fachadas de todo el mundo, se unirán a otros creadores como Arturo San Martín, que a pesar de su juventud estuvo exponiendo en la galería Balibart de París; así como artistas multiculturales como Sol Fepeto –española y venezolana– cuyas obras se cobijan bajo su particular estilo “Poop Arttoons”; o Laura Floris –italo-española– que rescata la cultura pop de nuestro país en composiciones de gran formato.

Como ellos, hasta catorce artistas expondrán los resultados de unas mentes inquietas que no cesan de crear para redescubrir durante el proceso, el nuevo arte que encarnará esta convulsa época.
Indigo MIllenial se podrá ver hasta finales de agosto en el hotel Índigo de Madrid.

Texto
Natasha Martín

ic_eye_openCreated with Sketch.See commentsClose comments
CategoriesFilterArchive
0 resultados