CookiesWe use cookies to make it easier for you to browse our website. If you, as a user, visit our website, it is our understanding that you are granting your consent to the use of cookies. You may obtain more information on cookies and their use hereOK
“Me quedé impresionado con la gente, su capacidad de esfuerzo y trabajo, el respeto por los demás y su cultura, tan diferente de la nuestra”. Japón marcó a Pepe Cabestany, y de la unión del amor por la cultura japonesa y el entusiasmo por la gastronomía, su otra gran pasión, nació Matcha & Co, basado en, claro está, el té matcha.

El consumo de esta bebida icónica de la ceremonia del té se ha incrementado en los últimos años. Países como Estados Unidos, Alemania o Francia ya lo han adoptado en su cotidianidad. Pero viendo que no había ninguna marca europea de alta calidad a precio competitivo, los fundadores se lanzaron a comercializar el producto a través de Matcha & Co. Pero ese primer objetivo se les ha quedado corto. Ahora, junto a su socio Víctor Abrines, han querido que las propiedades del secreto mejor guardado de los monjes zen se incorporen, también, a los rituales de belleza, “para cuidarse tanto desde el interior como desde el exterior”.

Para empezar con la entrevista, ¿quién es Pepe Cabestany? ¿Cuál es tu trayectoria?
Estudié Administración de Empresas en Barcelona y siempre me había gustado el mundo de las start-ups. En 2012 me mudé a Mallorca a trabajar en un fondo de capital riesgo que invertía en start-ups en fase semilla, donde conocí a mi socio Víctor Abrines.
Además del amor por la gastronomía y la cultura japonesa, ¿qué más os une a ti y a Víctor? ¿Cuándo os disteis cuenta de que trabajáis bien juntos?
Mientras estábamos trabajando en Mallorca, nos dimos cuenta que tomábamos café a todas horas para mantenernos despiertos y poder rendir durante más tiempo. Sin embargo, cada vez que los efectos de la cafeína desaparecían, el crash era más fuerte. Personalmente, siempre he sido un apasionado de la gastronomía y de la cultura japonesas y pensé que una alternativa al café podía ser el té matcha, por la energía que te da sin aportar nerviosismo. En 2018 vimos que no había ninguna marca europea de té matcha de alta calidad a precio competitivo y nos lanzamos a fundar Matcha & Co.
Desde tu adolescencia has viajado todos los años a Japón. ¿Qué impacto han tenido esos viajes? ¿Qué es lo que te fascina tanto del país?
La primera vez que estuve en Japón fue en el año 2002, y me quedé impresionado con la gente, su capacidad de esfuerzo y trabajo, el respeto por los demás y su cultura, tan diferente de la nuestra. Se sorprendían al ver alguien extranjero andando por la calle y muchas veces me paraban para hacerse una foto o simplemente saludar. Cuando tenía alguna duda para ir a mi destino, se esforzaban enormemente en darme las indicaciones correctas, aunque a veces no nos entendiéramos, y en muchos casos me acompañaban, aunque no les fuera de camino.
El té matcha es habitual de Japón, pero cada vez está más presente en las cartas de las cafeterías de multitud de ciudades. ¿Piensas que conquistará también Barcelona? En tu caso, ¿te ha hecho dejar el café de lado?
En Japón, durante la comida no se suele beber agua, sino que beben té verde infusionado. Descubrí el matcha la primera vez que fui allí, ya que unos amigos me organizaron una ceremonia del té junto con una maestra del pueblo. Durante los últimos años, el impacto en Estados Unidos ha sido enrome y se ha popularizado el matcha latte, que consiste en mezclar el té matcha en polvo con leche o leche vegetal. En países como Reino Unido, Alemania o Francia también se ha adoptado el matcha y el matcha latte en el día a día. Y aquí, en España, también vemos que, poco a poco, su consumo cada vez es más elevado.
Además de vender té matcha, habéis creado una línea de cosmética basada en este producto. ¿Tantos beneficios tiene?
El té matcha tiene propiedades antiinflamatorias, se encarga de desactivar los radicales libres (responsables del envejecimiento de la piel), protege contra el daño que provocan los rayos UVA, mejora la elasticidad de la piel… Esto se debe a que contiene 137 más antioxidantes que un té verde normal y 53 veces más que las espinacas, y es el ingrediente perfecto para crear productos de cosmética y nutricosmética. Durante el último año, numerosas marcas de cosmética se han hecho eco de los beneficios del matcha creando líneas basadas en este producto. Incluso han surgido nuevas marcas de cosmética en las que el principio activo es el matcha.
A pesar de los beneficios, es algo muy distinto a lo que se ofrece en el sector de la belleza y la cosmética. ¿Cómo ha sido el recibimiento por parte de los clientes habituales? ¿Te ha sorprendido que multitud de medios hayan hablado de sus propiedades?
La verdad que nuestros clientes habituales están respondiendo de forma positiva. Llevamos más de un año trabajando en el desarrollo de estos nuevos productos junto con dos de los mejores laboratorios de España, donde hemos utilizado ingredientes de alta calidad.
De momento, tenéis una oferta de producto bien cuidada: cremas y serums para la piel, suplementos, productos para cabello y uñas, y hasta un libro sobre el placer de cuidarse. ¿A quiénes están dirigidos?
Nos dirigimos a personas de entre 25 y 65 años a quienes les gusta cuidarse y que se preocupan por su salud. Queremos transmitir los beneficios del té matcha en su totalidad y, para ello, queremos desarrollar diferentes productos y suplementos para cuidarse tanto desde el interior como desde el exterior.

Cada vez más, el consumidor apuesta por los productos ecológicos. ¿Por qué crees que se está produciendo esta transformación? ¿Hasta qué punto este cambio de mentalidad está siendo favorable para vuestro negocio?
Creo que es importante mantener una trazabilidad y saber qué alimentos e ingredientes estamos consumiendo. Es importante cambiar nuestra mentalidad y ser conscientes de que, como consumidores, nuestras decisiones pueden determinar o no que se produzca un cambio.
Es un comportamiento muy habitual, incluso se ha convertido en una moda. ¿Crees que va a ser algo pasajero o la apuesta por lo ecológico y lo natural ha llegado para quedarse?
Estoy convencido de que es algo que está para quedarse. Si vas al supermercado y te fijas en los consumidores, verás que hay muchos que leen y se preocupan por saber los ingredientes que contiene cada alimento o producto. Al estar más informados, los consumidores exigen productos menos procesados y más naturales y están dispuestos a pagar más por ello, porque al final repercute en su salud.
Hay otros factores importantes a la hora de comprar productos de cosmética, como la experimentación en animales. ¿Vosotros lo hacéis?
Desarrollamos todos nuestros productos junto a laboratorios y formuladores de primer nivel y nunca experimentamos en animales.
A nivel personal, cuéntanos un poco tu rutina de belleza, aquella que sigues cada mañana al despertar y/o antes de ir a dormir.
Siempre utilizo geles limpiadores que contengan ácido glicólico o salicílico, ya que ayudan a eliminar las células muertas de la piel. Luego aplico un sérum con base acuosa con vitamina C y niacinamida, que ayuda a iluminar la piel y a reducir la hiperpigmentación. Las moléculas de los sérums tienen un tamaño muy reducido que ayuda a que todos los principios activos que contienen puedan penetrar con mayor facilidad. Posteriormente utilizo una crema hidratante con crema solar para proteger mi piel de los rayos UVA. Este ritual lo sigo tanto por la mañana como antes de irme a dormir (excepto la crema solar).
Ambos fundadores ya habíais creado empresas anteriormente, sin embargo, ¿cuáles son las principales dificultades que os habéis encontrado a la hora de sacar Matcha & Co adelante? ¿Cuál es la principal diferencia entre este negocio y el resto de proyectos que habéis emprendido?
Crear una empresa desde cero lleva tiempo y siempre aparecen problemas que no esperabas. Es importante tener muy claro quien va a ser tu cliente y cuales tus canales de venta. Nunca antes habíamos creado productos para consumidores y es muy gratificante leer los comentarios positivos cuando ves que tu producto gusta. Cumplir con las normativas ecológicas es muy exigente, ya que requiere un control muy exhaustivo de todos los productos, su etiquetado, producción y trazabilidad.
Teniendo en cuenta donde habéis llegado, ¿qué objetivos os proponéis con Matcha & Co a partir de ahora?
Queremos seguir creciendo, tanto en España como en el extranjero. En septiembre lanzamos nuestros productos en Reino Unido y, en los próximos meses, queremos empezar a vender en Francia y Alemania. También estamos desarrollando nuevos productos de nutricosmética que esperamos poder lanzar en primavera.

Texto
Claudia Luque

ic_eye_openCreated with Sketch.See commentsClose comments
CategoriesFilterArchive
0 resultados